El referéndum revocatorio de la JEP del Centro Democrático

Como si se tratara de otra jugada maestra, el Centro Democrático ha iniciado otra campaña más para manipular la opinión pública sobre la paz y la forma como según ellos van a tumbar todos los acuerdos incluida la justicia especial para la paz (JEP). Desde los inicios de los debates sobre La Paz siempre fui claro en que no soy Uribista y que tampoco comparto la forma en que el gobierno Santos negoció la paz con las FARC. Dicho esto, también mantuve el debate sobre la necesidad de legalizar al ELN para que por fin se pueda perseguir a todos los grupos ilegales sin excusas de que porque tienen ideales políticos hay que evitar liquidarlos. Entonces, ahora, en un esfuerzo meramente politiquero, el Centro Democrático le vende a la gente tanto en Colombia como en el Exterior la idea de que ellos son la salvación y que el tal referéndum será la manera de tumbar los acuerdos. Yo me pregunto: ¿Acaso nadie se da cuenta que la Corte blindó los acuerdos para protegerlos de agendas distintas a La Paz? , y lo claro es que nadie quiere ni está contento con ver a estos guerrilleros en el poder político pero tampoco se quiere volver a más guerra y conflicto. Solo queda el ELN y por fin se podrá hablar de que se puso fin a tantos años de guerra en donde muchas generaciones de campesinos perdieron su vida inútilmente peleando una guerra que los ciudadanos de Bogotá y otras ciudades colombianas nunca sintieron porque no lucharon a sangre y fuego en  el monte con la  guerrilla. 

 

La JEP es fundamental para avanzar hacia una Colombia en paz, y es parte de la negociación, tumbarla es mandar los acuerdos a la basura y a las FARC a la guerra -limbo jurídico-  que solo pondría más vidas de colombianos en juego. Hay que tener mano dura con los violentos pero ya el gobierno Santos negoció La Paz a su manera, estando de acuerdo o no, y pensar  que la JEP será revocada es bastante absurdo y más cuando los mecanismos jurídicos para hacerlo son tan complejos que tomaría entre cuatro a seis años lograrlo. Y ahí es cuando uno pregunta si el CD le dice la verdad a la gente o será como sucedió con la supuesta traición de Santos en donde Uribe dice que fue estafado en su buena fe. ¿En serio? Un político como Uribe estafado en su buena fe parece una respuesta sacada de una tira cómica.  

 

Ahora, este movimiento del Centro Democrático manipula la verdad pero cuando tuvo la opción de hacer algo por evitar que esos acuerdos se aprobaran, ni siquiera fue parte de las comisiones que fueron a La Habana a buscar salidas al conflicto. Como dicen en el fútbol: “ mucho toque toque, pero de soluciones concretas, nada!”.  Sin olvidar que cuando se buscó evitar el aumento de los salarios de los congresistas, este movimiento fue uno de los que votó SI a los aumentos pero cuando se trataba de temas de la Paz u otros temas importantes, salían del recinto sin votar, o peor aún, ponían fotos de conejos como si eso resolviera algo. Es un Panorama digno de una parodia en sábados Felices. 

 

No podemos olvidar que quien nos metió a  Juan Manuel Santos en el poder fue Álvaro Uribe! , tampoco podemos olvidar que se la han pasado 8 años de debate en debate, marcha en marcha, y no han logrado evitar nada de lo que el país hoy por hoy ve. ¿Será un juego siniestro el de CD? Quién sabe, pero por mi lado solo veo el interés de hacer política sin decirle la verdad a la gente y más bien buscando conseguir votos acudiendo al mensaje de la guerra, que funciona muy bien en algunos ciudadanos, pero ya hay muchos que están cansados de Uribe y su nefasta sombra. Su idea de querer seguir en el poder opacando a sus líderes y evitando la renovación es sinceramente patética. Lo que hace el Centro Democrático en el Exterior con su referendo es una mentira, un recurso muy bajo para darle relevancia a su candidato en el Exterior. Ya veremos qué le dirán a la gente cuando no logren nada y veamos a Uribe gritar: “fuera la guerrilla “, y cuando los ciudadanos del común le pregunten a quienes mandarán a la guerra, seguro Uribe contestara que los soldados de la patria que no serán sus hijos quienes se volvieron multimillonarios  de un momento a otro  sin argumento alguno que justifique dicha riqueza.  

 

Es curioso, ¿a quién defiende el Centro Democrático? a Colombia o ¿a sus propios intereses?, Por ahora parece que a sus propios intereses. Entonces, el tal referéndum derogatorio es una invitación a recoger firmas y votos bajo argumentos no muy correctos. ¿Politiqueros? Tal vez, pero,  ¿qué más se puede pedir del movimiento del “yo con yo”?,  en donde los candidatos los escoge Uribe a dedo desde Bogotá, y lo peor, no son líderes de la comunidad internacional, sin embargo líderes de la comunidad en el Exterior que han querido ser candidatos de esa colectividad se les cierra la puerta porque el Centro Democrático, de democrático no tiene nada

 

Yo invito a los colombianos en el Exterior a no creer en mentiras y mucho menos en el pasado, avancemos con líderes del presente que crean en las ideas para poder avanzar hacia una comunidad colombiana en el Exterior fuerte y no  segregada bajo el dominio del movimiento del “yo con yo”, y más bien apoyemos otras propuestas políticas porque es claro que Colombia hubo antes de Uribe y la habrá después de  él. 

Cristhian Mancera Mejia

Director

www.latribunacolus.com

@cmancera33

@latribunacolus

@colunidos